Tipos de miel

Según la estación

Según la época de producción, se distingue entre miel principal (en junio y julio) y miel tardía (en agosto Protegida Miel de Galicia es el organismo encarga y septiembre).

miel
Según el origen geográfico

Los diferentes tipos de miel se clasifican según el área en que se producen: por ejemplo, miel de los Pirineos, miel de la Alcarria, etc. Además, al igual que sucede con el vino, existe una especie de denominación de origen controlada, gra- cias a la cual se clasifican las variedades por zonas de producción en las que se dan unos requisitos especiales. Así, el consumidor puede realizar con plena garantía su elección de acuerdo con sus pre- ferencias.

miel

La zona de producción, elaboración y envasado de las mieles amparadas abarca todo el territorio de la Comunidad Autónoma de Galicia.Por la excepcional geografía de esta comunidad, a caballo entre el clima atlántico y el de la meseta, esta miel se difeferencias.

Mieles ecológicas

Para que una miel sea ecológica, ha de reunir los siguientes requisitos:

• Las abejas se tienen que alimentar de su propia miel, sin tratamientos artificiales.

• Las colmenas tienen que estar construidas con materiales completamente naturales.

• No se puede utilizar ningún producto químico para la prevención o el tratamiento de enfermedades.

• La miel se tiene que extraer a la temperatura de la colmena, y el filtrado y la decantación se realizan con suavidad, para evitar que pierda sus propiedades. No se deben usar bombas mezcladoras.

Miel de Galicia

La zona de producción, elaboración y envasado de las mieles amparadas abarca todo el territorio de la Comunidad Au- tónoma de Galicia. Por la excepcional geografía de esta comunidad, a caballo entre el clima atlántico y el de la meseta, esta miel se diferencia notablemente de las producidas en el resto de España. El Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Miel de Galicia es el organismo encarga de controlar, amparar y certificar la «Miel de Galicia>> y de identificar esta denominación con la etiqueta correspondiente, que es el aval de que esta miel cumple con todos y cada uno de los requisitos de calidad reflejados en el reglamento; requisitos de calidad que son más restrictivos que la Norma de Calidad de la Miel. La miel de Galicia se obtiene am partir de colmenas movilistas de desarrollo vertical. Los colmenares de procedencia son mimados con esmero por los apicultores. Esta denominación ampara aquellas mieles que, cumpliendo el reglamento, presentan características físico-químicas y organolépticas específicas. La miel debe poseer, con carácter general, las características organolépticas propias de su origen botánico.

• Miel multifloral: su color puede variar entre el ambar y el ámbar oscuro. El sabor y el aroma deben ser acordes a la flora predominante en la miel.

• Miel monofloral de eucalipto: color ámbar, sabor suave y aromas céreos.

• Miel monofloral de castaño: miel oscura, sabor intenso y aroma floral.

• Miel monofloral de zarza: color ámbar, sabor fuertetemente afrutado, marcadamente dulce y aroma frutal.

• Miel monofloral de brezo: de color ámbar oscuro u oscuro con tonos rojizos, sabor ligeramente amargo y aroma floral persistente.

La miel se clasifica, en función de su origen vegetal, en floral o de mielada. La miel floral se obtiene principalmente de los néctares de las flores. Cuando procede de una única flor, se denomina unifloral o monofloral (como por ejemplo, la miel de azahar, espliego, eucalipto, romero, tilo y tomillo, entre muchas otras). Si no procede de un tipo determinado de flor sino que es una mezcla de varias sin que predomine ninguna, se habla de miel milflor o multifloral.

La mielada

La miel de mielada o mielato (también miel de rocío o miel de bosque) es una secreción azucarada que producen diversos tipos de insectos parásitos que viven sobre varias plantas (como pinos, abetos, encinas y alcornoques). Las abejas recogen las gotitas de mielato y lo transportan al igual que hacen con el néctar. Suele ser poco dulce y de color muy oscuro, se solidifica con dificultad, y normalmente tiene olor y sabor es- peciados, resinosos. La miel de mielato procedente de pinares tiene un peculiar sabor a pino, y es apreciada por su uso medicinal en Europa y Turquía.

Miel de la Alcarria

En la Alcarria abunda la variedad de paisajes, valles, ríos y montes donde crecen plantas aromáticas y matorrales. En su flora silvestre destacan el romero y el espliego, a partir de los cuales se elaboran sus mieles monoflorales. La miel de la Alcarria es pas- tosa y de tonos amarillos y dorados. Su sabor algo ácido va acompañado de un aroma muy pronun- ciado, derivado del romero y del espliego. Su cali- dad es conocida desde el siglo xvii.

Miel de Granada

La miel es en la actualidad una importante fuente de ingresos para esta provincia. La gran variedad orográfica, climática y floral de Granada influye rectamente sobre las peculiaridades de su miel. La Denominación de Origen de Granada engloba las mieles monoflorales de castaño, romero, tomillo, aguacate, naranjo o azahar y cantueso. Además, también tienen merecida fama la -miel de la sierra- (elaborada a partir del polen de romero, jaguarzo, alhucema, tomillo y otras especies propias de los romerales mediterráneos, y recolectada fundamen- talmente en Sierra Nevada y las Alpujarras) y la miel multifloral.
Variedad por plantas
Miel de alforfón.

De color rojizo oscuro, consistencia granulienta y aroma y sabor fuertes, abunda en Cataluña y en Castilla-La Mancha. El alforfón es conocido como “trigo negro» o «trigo rubio», aunque existe también el alforfón plateado o de Rusia.

Elaborada a partir de flores de naranjo y limonero, es de color ámbar claro y sabor suave. De acción antiespasmódica, es útil contra el dolor de barriga o en casos de dolor muscular. Se recomienda también como calmante y tranquilizante, por lo que es un buen remedio contra el insomnio, especialmente recomendada para los niños.

Miel de castaño

Es una miel oscura, de sabor intenso y fue aroma floral, con un leve matiz amargo. Cristaliza lentamente o no llega a cristalizar. Es muy nutra y apreciada por su contenido en hierro y facilita la circulación sanguínea. Resulta excelente para endulzar café sin alterar su aroma y sabor. Se produce zonas de castañales.

Miel de Madroño

El árbol característico de Madrid produce este tipo de miel de color ámbar y sabor delicado y amargo. Tiene propiedades diuréticas y antiasmáticas, y además resulta muy beneficioso en caso de afeccionesde hígado.

Miel de acacia

De color ámbar, presenta una consistencia como la de un jarabe, y su aroma es suave y delicado. Es un buen calmante y reconstituyente, y tiene pro- piedades laxantes. Se encuentra en lugares donde abundan las acacias.

Miel de brezo

De color caoba oscuro y consistencia viscosa su aroma evoca al sándalo, pero tiene un sabor penetrante y ligeramente amargo. Muy recomendada para problemas cardiacos: insuficiencia coronaria, arritmias, cardiopatías, angina de pecho e infarto. Ideal para prevenir la formación de cálculos y las inflamaciones en la vejiga, el riñón y la uretra. También es antirreumática. Por su contenido en minerales, está indicada para la anemia, la inapetencia y la fatiga. Es un complemento perfecto de los quesos blancos y otros productos lácteos. Abunda provincia de Soria.

Miel de pino o abeto

Miel oscura y de sabor resinoso. Es una de las me- jores mieles para facilitar la expectoración de los bronquios. Es propia de la zona mediterránea.

Miel de tilo

Su color varía entre el verde y el negro. Presenta una consistencia viscosa y un sabor peculiar con regusto a uva. Sus propiedades sedantes y calmantes ali- vian la migraña y el dolor de estómago y previenen las enfermedades cardiacas. Procede de zonas de bosque umbrías.

Miel de espliego

De color ámbar, tiene un sabor característico a la- vanda. Por su poder bactericida y antiséptico, está indicada en uso externo para picaduras de insectos, quemaduras y heridas. También se recomienda para los catarros con congestión de las vías respiratorias. Buen antidiarreico. Procede principalmente del Sis- tema Ibérico y Guadalajara.

Miel de girasol

Es la miel más común de Francia, donde es cono- cida como «miel de tournesol» . Su color es amarillo brillante, y presenta una textura cremosa y un sabor fuerte. Se utiliza a menudo para elaborar mezclas de diversos tipos de miel. Es rica en vitamina E.

Miel de tomillo

Esta miel de color canela, blanco grisáceo o ama- rillento es muy aromática y posee un sabor muy pronunciado. En las variedades producidas en las zonas de monte bajo se puede apreciar el delicado aroma y sabor del tomillo. Es un buen antiséptico, mejora el tono muscular y ayuda a la recuperación física, por esa razón es ideal para los deportistas. La miel de tomillo es la denominación melífera más antigua de Europa.

Miel de romero

Es una miel muy clara, casi blanca, con un ligero aroma vegetal. Se solidifica formando cristales muy finos. Desde la época de los romanos, se conocen sus propiedades como depurativo hepático. Es re-comendable como tonificante en casos de estrés o agotamiento, facilita la digestión, es buena cicatri-zante de úlceras de estómago y duodeno y regula-riza el ciclo menstrual. Procede principalmente de Andalucía.

Miel de eucalipto

Su color varía del ocre al ámbar fuerte. Es muy mática y tiene un sabor característico a mac Funciona como un buen antiséptico en casos dE tarros y afecciones de las vías respiratorias y ur rias. Es propia de las regiones tropicales y del n de África, y en nuestro país se cultiva en Huel Extremadura.

Miel de encina

Su color es muy oscuro, casi negro, y su olor y sabor a malta, ligeramente dulce. No procede de las flores, sino que es una melaza que éstas producen.

Miel de lavanda

Miel cremosa, cuyo color varía entre el oro y el blanco, y tiene un sabor fresco y algo ácido. Está indicada contra el resfriado, el asma y la bronquitis, y también resulta un buen antiséptico.

Miel de rododendro

De color oscuro y aroma intenso, se suele combinar con hierbas de montaña. Es un buen sedante.